viernes, 11 de febrero de 2011


Disney tiene a sus princesas animadas: la Cenicienta, la Bella Durmiente, Bella, la sirenita Ariel... Pero también tiene a sus princesas de carne y hueso, actrices y cantantes que comienzan sus carreras de la mano de Disney siendo apenas unas niñas. Alguna vez fue Hayley Mills y muchos años después llegaron Lindsay Lohan, Hilary Duff,
Miley Cyrus y Demi Lovato. Selena Gomez es una de las princesas que más brillan en la actualidad y su fama parece estar creciendo día tras día. La joven de 18 años viene a la Argentina para mostrar su costado musical, en un show con su banda The Scene.
"Mis shows son muy divertidos -dice Selena, en una charla telefónica con La Nacion-. No quiero que sean serios. Me gusta que sea como una fiesta. Lo que realmente quiero es conectarme con mis fans y compartir con ellos mi música."
Hija de una actriz, Selena explica que dedicarse a la actuación fue una decisión natural y completamente suya. "Nadie me dijo que tenía que hacer esto -señala la joven-. Amo mi trabajo y es algo que me llegó cuando era muy chica. Desde muy chiquita me encanta entretener a la gente."
La primera oportunidad de Selena arribó muy pronto en su vida, cuando fue contratada para ser parte del ciclo infantil Barney y sus amigos . "Fue todo un proceso de aprendizaje y por eso le tengo tanto cariño a ese programa", comenta la actriz sobre su experiencia con el famoso dinosaurio violeta.
Una niña todoterreno
Cuando tenía 11 años, Selena fue descubierta en un casting para Disney Channel. Desde entonces la actriz participó de varios ciclos de la señal, entre ellos, la exitosísima serie Hannah Montana , en donde tuvo un papel secundario. Además, Selena estuvo en la película Mini espías 3D , en el film para televisión Walker, Texas Ranger: Trial by Fire y prestó su voz para un personaje del largometraje animado Horton y el mundo de los Quién .
Finalmente llegó el tan deseado papel protagónico, en la serie Los hechiceros de Waverly Place, de Disney. "Me acuerdo de cuando me llamaron y me dijeron que el canal había decidido hacer la serie -cuenta la actriz-. Toda mi familia saltaba de alegría y yo no podía esperar para armar mis valijas y mudarme a California." El ciclo tuvo gran éxito y terminó de imponer a Selena como estrella adolescente, llevándola a protagonizar películas como Programa de protección de princesas .
Sólo le faltaba dedicarse más a la música para convertirse en una chica Disney completa. "Siempre amé la música y siempre fue parte de mi vida, pero quería estar segura de estar lista antes de dedicarme profesionalmente -dice-. Cuando tenía 15 años decidí que era el momento indicado y fui a ver a la gente de Hollywood Records. Les pedí armar una banda porque quería tener una familia para salir de gira."
Así surgió The Scene, con la cual ya lleva grabados dos discos, Kiss and Tell A Year Without Rain . La cantante, quien a pesar de su herencia mexicana no habla fluidamente español, se está preparando para grabar un disco completamente en castellano.
El éxito actoral y musical, sumado a su amistad con otras chicas famosas como Taylor Swift, los rumores de enemistad con Miley Cyrus y con su ex amiga Demi Lovato, y su noviazgo con Nick Jonas, de quien luego se separó, pusieron a la joven artista en la mira de los paparazzi. En estos días, Selena es una figurita fija de todos los blogs de chimentos norteamericanos, ya que se la vio últimamente junto a Justin Bieber, el cantante de 16 años que hace furor entre el público más joven. "No entiendo por qué a la gente le interesa tanto mi vida privada, especialmente cuando tengo 18 años. Es medio raro. Pero es algo que viene con la profesión", dice la actriz, quien se convirtió en el blanco de comentarios venenosos que las celosas fanáticas de Bieber dejan en las redes sociales, tema del cual se niega a hablar.
El cine como objetivo
Como toda estrella joven de esta época, Selena usa Twitter para relacionarse con sus fans. "Es buenísimo tener una forma tan accesible y fácil para comunicarme con ellos -dice-. Por otro lado, es complicado porque hay un montón de cosas personales que se mezclan con lo profesional y es difícil separarlas."

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada